viernes, 25 de marzo de 2011

Propósitos de la comunicación

Aristóteles definió el estudio de la "comunicación" retòrica como la búsqueda de todos los medios de persuasión que tenemos a nuestro alcance. Analizó las posibilidades de los démas propósitos que puede tener un orador. Sin embargo, dejó muy claramente asentado que la meta principal de la comunicación es la persuasión, es decir, el intento que hace el oorador de llevar a los demás a tener su mismo punto de vista.

Otro propósitoo seria que éste no se halla a menudo centrado en la conducta, sino en el mensaje. Ocurre con demasiada frecuencia que consideramos el mensaje (discurso, manuscrito, obra de teatro, publicidad) a fin de determinar el propósito comunicativo. Desde el punto de vista conductista, resulta más útil definir el propósito como la meta del creador o receptor del mensaje, antes que definirlo como la propiedad del mensaje en si.

Al considerar un contenido es dificil determinar si su propósito es informar o persuadir, asi como decir cuál será su efecto en el receptor y cuál es la intención de la fuente al producirlo.

Hay cuatro criterios que se deben emplear para definir el propósito de la comunicación:
1. No contradictorio lógicamente ni lógicamente inconsistente consigo mismo.
2. Centrado en la conducta: es decir, expresado en términos de la conducta humana.
3. Lo suficientemente específico como para permitirnos relacionarlo con el comportamiento comunicativo real.
4. Compatible con las formas en que se comunica la gente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada